Los Vehículos para vivir viajando

Vivir viajando es el sueño de muchos. Ya sea en moto, en una furgoneta hippie, o haciendo autostop, a muchos nos gustaría pasar una temporada en la carretera viendo el mundo. Hay vehículos más apropiados que otros para pasar una temporada en la carretera, con los que puedes dormir en la calle, o con los que tendrás que acampar. En cualquier caso son un método de transporte independiente que te ayudará:

cast your fate to the wind

La Volkswagen California es una de las furgonetas surferas por excelencia. Comenzó siendo “La Furgoneta de los Hippies” con su modelo T1 en los 70 y desde entonces ha evolucionado muchísimo. Ahora la venden con cocina, nevera, y pueden dormir en ella hasta 4 personas. Particularmente es mi opción preferida, aunque me echan para atrás los casi 40.000€ que cuesta. La alternativa es comprar en segunda mano, pero los kilometrajes que tienen y el precio que piden por ellas siguen haciéndola prohibitiva. La original, la hippie, se sigue fabricando en Brasil de la misma forma que hace 70 años -aunque con mejores motores, claro- pero también son súper caras e importarlas no hace más que elevar el precio muchísimo más. Este tipo de furgonetas se pueden aparcar en casi cualquier lugar, tienen un consumo aceptable y proporcionan un techo y un lugar donde dormir. Aparte de las de volkswagen, hay modelos de Mercedes, Nissan, y otras muchas marcas.

La Autocaravana es otra opción mucho más apropiada para largos periodos en la carretera, más completa con servicios, lavabos e incluso duchas. Sus desventajas son que no puedes aparcarla en cualquier parte, son muy caras y tienen algunos impuestos especiales. Creo que son la opción menos versátil precisamente por todas las pegas que ponen a estos vehículos más que por todo lo que vas a tener que pagar, pero como opción ahí están.

Sunbeam S7

Las motos seguramente sean el transporte más guay de todas estas opciones. Vivir como motero nómada símplemente suena bien de pies a cabeza, pero como todo tiene pegas. Para empezar, todos los días tienes que buscarte un sitio donde dormir, tienes una capacidad de carga muy limitada -aunque no es un problema si sabes cómo viajar ligero- y los problemas habituales de las motos. Por otra parte, hay motos que consumen hasta 3 litros a los 100 -un sueño, seamos realistas- con una potencia decente y que te llevan a todas partes, es mucho más sencillo encontrar dónde dejarla aparcada y en general son más baratas que un coche.

El coche probablemente sea una de las peores alternativas para viajar: Es caro, consumen bastante, hay que pagar cargos muy caros y según en qué ciudades, te será imposible aparcarlo donde lo puedas tener vigilado, por no hablar de que dormir en el coche es incómodo y en algunos casos insalubre. Me encanta conducir, pero tengo claro que el coche no es ni de lejos lo más apropiado para viajar durante una temporada larga.

¿Entonces qué debo escoger?

¿Qué se adapta más a tus necesidades? Todos tienen ventajas y desventajas y si realmente necesitas llegar de forma sencilla y económica a algunos lugares, el transporte propio es lo mejor. El público es lento, tienes que adaptarte y en muchos casos es caro, por no hablar de que el sistema de transporte público deja muchísimo que desear en muchos lugares. ¿Tú con qué te quedas?

Volver